90 años del Servofreno de Bosch

2045

En 1927 se introdujo en el mercado el primer servofreno Bosch-Dewandre, un sistema que redujo el esfuerzo físico del conductor y mejoró significativamente la seguridad al volante.

90 años del Servofreno de Bosch

Hace 90 años Bosch presentó un sistema que le catapultaría hacía lo más alto del desarrollo automotriz, el servofreno Bosch-Dewandre para camiones. Los vehículos habían conquistado poco a poco las carreteras, los comerciales también, y las velocidades empezaban a ser un riesgo mientras los frenos no evolucionaban al mismo ritmo. Eso cambió cuando Bosch cayó en la cuenta de lo necesario que era idear un sistema que estuviera a la altura de los cambios en la industria y el ingeniero blega Albert Dewandre patentó el primer servofreno utilizando el vació creado en el colector de admisión de aire del motor cuando el conductor levantaba el pie del acelerador.

90 años del Servofreno de Bosch

De este modo los vehículos, que ya alcanzaban los 80 km/h, aumentaron en un 35% su capacidad de frenado mediante la reutilización de la presión negativa que se producía en el colector. Un año más tarde llegó el Bosch Bremshelf, un equipo de frenado más compacto y ligero para los turismos. Este último invento aumentó la presión del pedal de unos 30 kilogramos, más de un tercio del peso corporal medio disponible para el frenado.

90 años del Servofreno de Bosch

Hoy en día las cosas han cambiado y mucho, Bosch es líder de mercado en sistemas de frenado para cuatro y dos ruedas como el sistema antibloqueo de frenos ABS, el Programa Electrónico de Estabilidad, ESP, o el Control de Estabilidad para Motocicletas.