Los peligros del vehículo autónomo

50

El portal Hipertextual publicó una entrevista a Francisco Sancho, de Intel Security, en la que destapa todos los problemas de seguridad que supone la implantación del coche autónomo.

El coche autónomo ya no es algo de las películas de ciencia ficción. Los fabricantes de todos los continentes se han puesto las pilas para seguir la estela de Tesla y equipar sus modelos con sistemas de conducción autónoma. Como sucede desde el principio de los tiempos para los humanos la innovación, los cambios y el futuro supone riesgo, miedo y dudas, muchas dudas. El portal de internet Hipertextual publicó una entrevista a Francisco Sancho, Product Partner Manager Consumer and Mobile de Intel Security España con la intención de descubrir los problemas de seguridad que llegarán con el coche autónomo.

De esta entrevista @EnCamion destaca la importancia de crear nuevas capas de cifrado y modos más seguros de autentificación biométrica en los vehículos. ¿Qué sucedería si el ciberataque tiene como objetivo final utilizar un camión para atentar o cometer algún delito? No parece nada descabellado y durante la entrevista hablan de la intrusión en el sistema Core (Frenos, motor, dirección…), el robo de información y el secuestro del vehículo como el riesgo principal. Sancho asegura que su empresa está trabajando en ello pero que deben ser los fabricantes los que cambien su dinámica, en la que sólo funcionan sus modelos bajo sus parámetros. Desde Intel Security desarrollan soluciones para hacer identificaciones tanto del software como del hardware para crear un escudo que asegure la imposibilidad de utilizar un vehículo hackeado.

También nos ha parecido interesante la parte en la que comentan la importancia de mantener ‘limpio’ nuestro teléfono móvil mediante una aplicación. El desarrollo de una red 5G suficientemente potente para no perder nunca la conexión parece otro detalle vital a la hora de implementar el vehículo autónomo. En caso de perder cobertura, ¿el vehículo cederá los controles al conductor? ¿Quién será el responsable de un accidente? ¿El seguro cobrará más o menos?

Parece que los riesgos son reales. Parece ser que lo positivo es que todos esos posibles errores se están teniendo en cuenta antes de poner en marcha la automoción 100% autónoma. Pero no queda demasiado. Intel Security se basa en un estudio de Gartner que dice que para 2022 el 78% de los coches tendrán capacidades de conducción autónoma. Eso no significa un autopilotaje total ya que existen parámetros y escalas.