Calsina Carré incorpora furgones de Schmitz Cargobull

792

El operador logístico amplía su flota de vehículos con 25 nuevos furgones modelo S.BO de Schmitz Cargobull.

Calsina Carré incorpora nuevos furgones

Calsina Carré incorpora nuevos furgones. Calsina Carré, operador logístico con proyección en Europa y Norte de África, ha decidido ampliar su flota con 25 furgones modelo S.BO de Schmitz Cargobull, realizando así una fuerte apuesta por el transporte intermodal. Con esta nueva ampliación, la empresa catalana suma alrededor de 200 furgones del fabricante alemán. En este sentido, Joaquín Vidal, responsable de la Gestión y el Mantenimiento de Flota en Calsina Carré, ha señalado que “ofrecemos a nuestros clientes calidad y diversificación con servicios como: transporte 3P puerta a puerta, almacenaje y logística. Hace tres años que completamos nuestra cartera de servicios con el transporte intermodal”.

“Esta combinación de transporte nos permite reducir tiempos muertos, ejecutar una gestión más rápida y eficiente de las operaciones, contar con una mayor seguridad minimizando robos e incidencias y reducir las emisiones de CO2 encaminándonos hacia un modelo de negocio más sostenible y, para ello, necesitamos un socio estratégico como Schmitz Cargobull. La confianza que nos transmite su equipo comercial, de gestión y servicio técnico, gracias a su alta capacidad de respuesta y su proximidad, es un valor añadido para nuestra compañía. El crecimiento y desarrollo conjunto durante muchos años de relación nos arroja unos resultados de éxito incuestionables”, ha añadido Vidal.

Preparado para todo

La carrocería del furgón, con equipamiento Ferry de alta resistencia para el transporte de piezas de automoción en la línea de Marruecos y Francia, incluye sistema antirrobo y ofrece multitud de opciones, tanto de serie como personalizadas. Sobre un chasis MEGA, se alza un sistema de doble piso capaz de duplicar la capacidad de carga y optimizar su distribución con panel interior preparado para el transporte de ropa colgada.

Además, el paragolpes trasero está reforzado con resbalador para carga en Ferry y las protecciones de acero en la trasera le otorgan una mayor resistencia y seguridad. El chasis, galvanizado con diez años de garantía contra la corrosión, es por su parte una seña de identidad de Schmitz Cargobull muy valorada. “La elevada calidad de los acabados, su resistencia y la flexibilidad en su aplicación dan como resultado un vehículo capaz de circular hasta veinte años. Que un proveedor te de diez años de garantía en corrosión dice mucho de su calidad”, ha concluido Joaquín Vidal.

Ya disponible últimas pruebas en el canal oficial de Encamión en YouTube.