El primer coche de gas natural de la Guardia Civil

99

El cuerpo de la Guardia Civil recibió de parte de Gas Natural Fenosa el primer vehículo a gas natural, que es un Seat León TGI.

Las fuerzas de seguridad del Estado también se ponen las pilas para conseguir un país más limpio y responsable con el medio ambiente. El pasado 28 de julio el director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, recibió de manos del director de Gestión de Mercados de Gas Natural Fenosa, Manuel Gil, y del gerente de Ventas Especiales de SEAT, Antonio Calvo, el primer vehículo a GNV. Esta unidad es el primer modelo con este tipo de combustible que ha entrado a formar parte de la flota de los policías.

El modelo en cuestión es un Seat León TGI, fabricado en España. Este coche funciona con gasolina o gas natural y cuenta con una autonomía de 420 kilómetros pero lo más interesante es su consumo, ponderado en 3,6 kg de GNV si se mantiene una velocidad crucero de 100 km/h. Si le añadimos el sistema de combustión tradicional se cuenta con 920 kilómetros extra para circular.

Tras unos meses de prueba en el Servicio de Material Móvil el coche pasará por otras unidades como la de Protección y Seguridad (UPROSE) y el Servicio Fiscal en el Aeropuerto de Adolfo Suárez Barajas, en la capital. Esta prueba ha servido para analizar nuevas alternativas de mejora medioambiental y de eficiencia del parque de coches y barcos del cuerpo mediante este GNV.