La transmisión Allison, clave en la destrucción eficiente de documentos

88

Diferentes empresas especializadas en destrucción de documentos a través de camiones carrozados, apuestan por utilizar transmisiones Allison ya que mejorar la eficiencia de sus flotas en sus ciclos de trabajo largos y exigentes.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La trituración de documentos ha evolucionado mucho últimamente por las normativas de protección de datos y la creciente preocupación por la privacidad. De hecho, las propias empresas confían más en usar un servicio totalmente externalizado que destruir dichos documentos en sus propias oficinas. Para realizar esta tarea, se usan camiones especializados en destrucción de documentos confidenciales de forma segura y eficiente. Una de estas compañías de destrucción de datos es la empresa canadiense Shred-Tech, que configura y suministra camiones para trituración móvil a nivel mundial. La mayoría de sus camiones son MDX-1 carrozados por EH Hutton, y que van equipados con transmisiones Allison. Los MDX-1 trituran material en dos diferentes tamaños, uno para cumplir con la clasificación de NAID AAA (National Association for Information Destruction) y el otro para la especificación DIN 4. De esta forma se evita enviar a un sitio dos camiones con diferentes unidades de trituración. La clave para conseguir esta doble funcionalidad radica en las transmisiones de Allison de la serie 3000, ya que el MDX-1 utiliza la doble disposición de toma de fuerza (PTO) de la transmisión para evitar tener dos motores diferentes (una para arrancar el camión y otra para hacer funcionar la unidad de trituración). La tecnología Allison permite asimismo, la conmutación rápida y simultánea de las dos trituradoras con sólo tocar un botón. El MDX-1 puede triturar 3 toneladas de papel por hora, y se realizan ciclos de trabajo de entre 8 y 11 horas por día.