Scania Winter Test

257

Streamline que desafían el frío

 

Con tracción total y reductora pocos obstáculos paran a este Scania Streamline 6×6.

Así es el Scania Winter Test 2015.

 

Cada año unos cuantos privilegiados acuden a la invitación de Scania para comprobar como las extremas condiciones del frío escandinavo no bastan para hacer que los camiones Scania dejen de cumplir su cometido.

Las pistas gélidas de Trysil en Noruega han acogido el Scania Winter Test, donde un variado grupo de transportistas venidos de toda Europa han podido conducir algunos camiones Scania bajo las condiciones más duras, propias del invierno en un país donde la nieve cae a toneladas. No se trata de una simple prueba de vehículos, sinó más bien de una aventura vivida en carretera, aunque en este caso se cambia el contacto del asfalto por el del hielo y la nieve.

Camión imprescindible

 

No podía faltar un Scania Streamline quitanieves por las pistas de Noruega.

 

 

 

En un test de conducción tan peculiar como éste no podía faltar un camión de la serie Streamline como el dúper 6X4 de la serie R en versión V8 de 520 CV de potencia máxima y 2.700 Nm de par motor máximo. Pero… ¿Qué convierte en imprescindble a este camión? Muy simple, su adaptación con cuña frontal quitanieves, que le permite asegurar la viabilidad en una zona tan extrema de Escandinavia.

 

Por mucho que nos preparemos la climatología puede ponernos en apuros.

 

Desde luego, este camión tres ejes, que sin embargo en su versión reforzada admite un peso total de 50 toneladas, se muestra más que útil cuando la nieve amenaza con tragarse cualquier tipo de vehículo que se le enfrente. Otro camión que muestra capacidades para enfrentarse a las dificultades de la climatología más extrema es la variante G 390 en chasis todoterreno tres ejes 6×6. Este dúmper está pensado para sortear terrenos accidentados, su motor, una versión del seis cilindros en línea de 13 litros de sólo 370 CV y 1.900 Nm, se muestra capaz de superar los mayores obstáculos gracias a la transmisión con que se ha dotado este camión. Nos referimos a una caja con convertidor de par Allison que permite aprovechar al máximo el par motor disponible.

Serie P emergencias 4×4

Un buen ejemplo de que los noruegos no dejan que la nieve paralice su vida es el camión de bomberos Scania Serie P 480 4×4. Esta contundente versión de bomberos cuenta con doble cabina, en total para cinco plazas, además de su motor de 480 CV su transmisión también recurre a un convertidor de par del especialista Allison. Su carrocería Rosenbauer cuenta con la capacidad para almacenar 100 litros de espuma anti incendios además de otros 2.850 litros de agua.

 

Con 480 CV y tracción 4X4 este Scania Serie P de bomberos afronta las dificultades.

Resulta curioso encontrar un rígido de distribución como este Serie P con motor a gas natural aquí.

 

Distribución a gas

Desde luego, ver un camión como el siguiente de la flota participante en el Scania Winter Test rodando por pistas nevadas en principio parece como descubir un pez en medio de un desierto. Pero lo cierto es que los responsables de Scania decidieron incluir en este exigente desafío una versión de la Serie P bastante urbanita que no esperábamos encontrar en las pistas noruegas.

 

La construcción no se detiene en Noruega a causa de la nieve.

 

Se trata de la nueva versión con motor 9 litros de cinco cilindros en línea a gas natural, GNC, que ahora en su variante Euro 6 ha visto incrementada su potencia hasta los 340 CV y lo que es más notorio al volante de uno de estos camiones su par motor hasta los 1.600 Nm, disponible desde 1.100 hasta las 1.400 rpm.

 

Combinación de tren de carretera.

 

Hay que decir que esta mejora en el par máximo disponible acerca las prestaciones de este motor alimentado a gas natural con los motores diesel de tamaño medio, lo cual hace que conducir un camión de bajo impacto medioambiental, con un combustible además más económico que el gasóleo, no signifique un sacrificio apreciable en cuanto a prestaciones para el transportista.

 

Flota de pruebas del Scania Winter Test 2015.

Las bajas temperaturas demandan mayor cuidado de los vehículos.

La conducción sobre piso resbaladizo demanda más anticipación por parte del conductor.

 

 

Megatrucks de 60 toneladas

Ante la recientemente aprobación de los conjuntos articulados de 60 toneladas de MMA y 25,25 metros de longitud máxima en España, muchos ponen en duda la seguridad y maniobrabilidad de estos conjuntos. Conviene fijarse en el ejemplo escandinavo, pues se trata de un territorio donde los camiones afrontan condiciones climatológicas extremas, que hace décadas permite la circulación a este tipo de megatrucks de 60 toneladas y que pese a todo ello exhibe los mejores resultados a nivel mundial en cuanto a seguridad vial.

 

Tractora Scania Streamline R 730 enganchada a un doble semi tipo B double de 60 toneladas de peso total.

 

En el Winter Test 2015 Scania aportó varias configuraciones de estos grandes trenes de carretera europeos… Destacamos especialmente el Trailer el configuración B-double, es decir una tractora 6×4, que además en este caso era un Streamline Serie R V8 de 730 CV y un poderoso par motor de 3.500 Nm, enganchada al B double. Esta configuración permite llegar a 60 toneladas y 25,25 metros de longitud y circula y maniobra de modo similar al trailer convencional. Se trata de dos semis, el primero apoya sobre la tractora, su parte trasera deja especio libre a una segunda quinta rueda y sobre ella se engancha un segundo semi convencional que completa el conjunto. En este caso del semi doble estaba formado por dos plataformas Schmitz Cargobull frigoríficos.

 

La industria forestal utiliza los grandes trenes de carretera de 60 toneladas en Escandinavia.

 

Los viejos 4X4 nunca mueren

Si nos permitís la frivolidad, el favorito de esta reunión de Scanias en las pistas nevadas de Noruega es en opinión de quienes redactamos encamion.com el vehículo más veterano de la reunión. Se trata de la versión militar del Scania Serie P del ejército Noruego, un camión de 1993, pertenece a la serie 3, en concreto un P 93, magniífico camión de los años 80 del pasado siglo que dotado de reductora, tracción 4×4 y cadenas parece no detenerse ante nada.

 

Todo un clásico el Scania P93 4X4 del ejército noruego.